Kilimanjahro: La paz es un ser

Protagonista del artículo:
Temática: Estilo:
Redactor:
Observaciones: Fotos por cortesía de Emana Comunicación

Música reggae con mensaje positivo, con letras en castellano y un sonido que respecta con mimo la esencia del género. Hablamos con esta banda madrileña sobre su nuevo álbum: “Supernova”.

Kilimanjahro son una joven y multitudinaria banda de música reggae. Son de Madrid, se fundaron en el año 2010 y practican la tendencia llamada New Roots Reggae, en la que predomina la parte tradicional del género, aunque se adereza con dancehall, raggamuffin, dub e incluso algo de Hip Hop.

Ahora tienen muy reciente su nuevo álbum, en el que predomina claramente la concepción clásica del reggae, y que ha sido grabado con Roberto Sánchez como productor en A-Lone Ark Musik Studio en Santander.

El disco se llama “Supernova”, se puede adquirir en CD, pero también descargar gratuitamente en varias plataformas digitales.

A nuestras preguntas han respondido todos los miembros del grupo al completo: Juan Parbolé (bajo, guitarra y sintes), Abraham Díaz “Brian” (batería), Pertxa Ashanti (voz principal), Hector Aravena “Delson”, Yoko Oh (coros), Adrián García (guitarra y coros), Laura Tajuelo (coros) y Ruboh Fernández (teclados y sampler).

¿Cómo fueron los inicios del grupo? ¿Qué encendió la chispa para fundar Kilimanjahro?

Kilimanjahro lo iniciamos Pertxa (Voz), Yoko Oh! (Coros) y Juan Párbole (Bajo). Pertxa tenía un puñado de muy buenas letras y melodías a las que fuimos dando forma en el estudio de Juan. De allí salió lo que sería nuestro primer trabajo, Up full Imanjahro. La banda tardó un tiempo en consolidarse hasta que dimos con los músicos adecuados por su compromiso, ilusión y amor por la música reggae.

KilimanjahroVuestro nombre, con una pequeña variante, hace referencia a la gran montaña de Tanzania. ¿Por qué elegiste ese nombre para el grupo?

Elegir un nombre siempre es una tarea complicada. Debes de escoger algo que represente al grupo, su sonido y el contenido y mensaje de sus letras. El nombre de Kilimanjahro fue una especie de revelación. Se trata de un homenaje a África, el continente donde nació nuestra especie. Escogimos la montaña como símbolo porque representa una metáfora. El monte Kilimanjaro es el techo de África, un lugar sagrado que siembra de vida los valles y llanuras que se extienden a sus pies. La montaña es generosa, es limpia y pura, nos hace sentir pequeños ante la grandeza de la Naturaleza, y nos ofrece el apasionante reto de esforzarnos para ascender a su cumbre con la promesa de obtener un punto de vista diferente sobre la realidad.

Sois 8 músicos y cantantes en el grupo… ¿En que otros grupos habéis estado antes de formar parte de Kilimanjahro?

Los componentes de Kilimanjahro hemos estado en distintas formaciones musicales de diversos géneros, si bien el estilo y la música que nos une a todos es el reggae. Por ejemplo, Yoko ha formado parte de bandas como Boogaloos o Dirty Red, y Adri ha tocado en bandas como Hidden Soul, Somos Nadie o The Sun Sons Riddims. Actualmente todos los componentes estamos muy comprometidos con este proyecto, y en él volcamos la mayor parte de nuestras energías.

Y actualmente… ¿Estáis en otros grupos musicales u otros proyectos artísticos?

Bueno, ahora que Kilimanjahro más asentado están saliendo colaboraciones y nuevos proyectos. Acabamos de grabar las voces para una producción de Heavy Roots, y Yoko está trabajando sobre algunas producciones de Dub y Soul. Delson (Teclista) forma parte de Positive Vybz Studio, y es compositor y músico de estudio de los buenos riddims que allí se producen.

Vuestro primer disco, “Upfull Imanjahro”, se publicó en 2013 y en él ya contasteis con la ayuda de Roberto Sánchez… ¿Cómo veis ahora aquel disco?

Aquel disco surgió de la necesidad de comunicar nuestro trabajo. Fue un disco autoproducido con las limitaciones que ello supone, además en aquel momento la banda no estaba formada al completo, por lo que las sesiones de grabación las llevamos a cabo fundamentalmente Pertxa, Juan y Yoko. El cambio ha sido muy pronunciado en este nuevo trabajo, no sólo por haber hecho la coproducción y la mezcla con Roberto Sánchez, sino también por haber participado en la grabación todos los músicos que actualmente formamos la banda.

Estamos muy orgullosos, Supernova es un álbum conceptual, y hemos intentado dotar a toda la obra de una coherencia interna, un contenido y un patrón instrumental que se repite y puede identificar a lo largo de toda la obra. Por todo ello, pienso que es un trabajo más redondo y mejor finalizado.

KilimanjahroY ahora acabáis de lanzar “Supernova”, otra vez con Roberto Sánchez y con el sonido roots en lugar de predominio… ¿Os habéis sentido mucho más seguros y centrados al abordar este nuevo trabajo frente al primero?

Sin duda, el trabajo de preproducción ha sido mucho más intenso. Durante varios meses estuvimos grabando maquetas de los temas que componen Supernova, y eso nos ayudó mucho a la hora de entrar en el estudio y de llevar una idea muy clara de lo que queríamos hacer. Es verdad que al trabajar con un gran productor siempre hay cambios y variaciones respecto al plan original, pero todos creemos que esos cambios e ideas frescas han beneficiado al álbum en su conjunto. Siempre hemos estado seguros de nuestro trabajo y de nosotros mismos, tanto con el anterior disco como con Supernova. Sí es cierto que con la nueva formación cambiaron mucho las cosas y le dio otro nivel del cual estamos muy orgullosos. Que Roberto es uno de los mejores lo sabemos todos, durante el tiempo que estuvimos grabando con él fue un integrante más de la banda, y a día de hoy todavía lo sentimos así. Vio potencial en nosotros y ha conseguido leer nuestra visión muy bien con un sonido y un trabajo excepcional del cual estamos muy agradecidos, pero tenemos que decir que sin esas personas que ejecutaron el disco al completo de Supernova plasmando su estilo individual, poniendo el corazón y dejándose el alma no hubiera sido posible. Kilimanjahro cree en el trabajo colectivo, así es la música reggae.

Roberto Sánchez tiene mucho prestigio a nivel nacional e internacional… ¿Qué tal vuestra experiencia de trabajar con él?

Pues muy bien, tanto en lo personal como en lo musical. Es una persona cercana y sencilla pero que es directa y sabe tratar a los músicos para obtener lo mejor de ellos. Sin duda hemos aprendido mucho trabajando a su lado y es más que probable que este no sea nuestro último trabajo juntos.

En este disco el amor es el concepto de referencia fundamental… ¿Qué representa para vosotros el “amor” en vuestras vidas?

Entendemos el amor como ese pegamento que cohesiona la vida en todos sus niveles. El amor es esa fuerza capaz de unir y transformar la realidad. El amor pasa por respetarse a uno mismo y respetar a los seres con los que nos relacionamos. El amor es, tal vez, esa mente o conciencia única presente en todas las cosas, y por eso es importante llegar a él, comprenderlo y comunicarlo, y esta tarea es importante, pues el odio, promovido por las élites políticas y económicas, está ganando terreno e imponiendo su ley en el mundo.

¿Y qué representa para vosotros el “amor” como motor de vuestra música?

Nosotros no entendemos el reggae como estar tumbados al sol fumando porros en una piscina con muchos culos de tías buenas detrás; ni tampoco creemos que el reggae sea hacer creer al público que somos gangsters del ghetto que simulan disparar un arma con sus dedos. Bueno, eso de disparar con el dedo tal vez lo hiciéramos cuando jugábamos a ser vaqueros de niños, pero nuestra actitud no es infantil. Para nosotros el reggae es algo serio, es pura rebeldía y rabia frente a los estereotipos que la sociedad de consumo intenta imponernos a través del mainstream.

Las canciones de este nuevo álbum tienen todas letras en español… ¿Os supone un esfuerzo adicional utilizar nuestra idioma para conseguir un sonido reggae totalmente creíble?

Cada vez más el idioma castellano encuentra su lugar en el reggae, y creo que con nuestras letras estamos contribuyendo a ello.

KilimanjahroEl disco se titula “Supernova”. ¿Qué habéis querido simbolizar con ese título?

Una supernova es una gran explosión que puede ser percibida años después incluso de haber acontecido. Plantea, por tanto, la paradoja de aquello que es visible pero no existe. Además, ese fuego eterno y cíclico, al desplazar mediante las ondas de la explosión los restos de nubes de gases y polvo estelar, hace que en ocasiones se agreguen y compriman dando origen a nuevos sistemas estelares y planetas. Vemos entonces que una Supernova es una fuerza dual: destructiva y creadora al mismo tiempo. Su estructura intrínseca se corresponde con nuestra propia composición, siendo nuestra esencia material el polvo de lejanas estrellas que un día colapsaron y se disgregaron por el espacio. En esa idea radica el nombre del álbum, reducido finalmente a la búsqueda del sentido a este misterio que llamamos Vida.

El consumo de marihuana está muy vinculado al reggae, sobre todo en Jamaica, donde ambas forma parte de los usos sociales ampliamente aceptados. ¿Para vosotros la marihuana en un elemento esencial para disfrutar y comprender el reggae en toda su extensión y profundidad?

No necesariamente, en Kilimanjahro hay fumetas y no fumetas. No solemos hacer apología de la yerba en nuestras canciones, aunque reconocemos el gran poder que tiene la marihuana y su condición de planta sagrada.

¿Qué tal de acogida está teniendo el nuevo disco?

Pues creemos que está teniendo una muy buena acogida. Por lo menos las críticas desde dentro de la escena están siendo muy buenas, y eso nos da ánimo para seguir trabajando duro.

Y nada más, salvo desearos suerte con vuestra música y dejaros espacio para si deseáis añadir algo más para nuestros lectores…

Nos gustaría agradecer de todo corazón el gran apoyo que nos muestran todas las personas que disfrutan con nuestra música. Sólo deseamos contribuir a su felicidad. También agradecemos a MAD91 todo el esfuerzo que hacen por darnos a conocer y defender lo nuestro. Finalmente, y dados los tiempos convulsos que vivimos nos gustaría despedirnos con una reflexión de Haile Selassie I: “La paz es un problema del día a día, el producto de una multitud de eventos y juicios. La paz no es un “es”, es un “ser”.

Videoclip del tema “Érase un hermano”:

Enlaces de interés:

Este artículo fue publicado originalmente en La Factoría del Ritmo (sección: ).

Sobre los autores del artículo:

F-MHop
Jefe de redacción de La Factoría del Ritmo desde su fundación en 1995. Actualmente colabora en las revistas Rockdelux y Hip Hop Life. Previamente ha colaborado con otros muchos medios, entre los que se encuentran Metali-k.o., Zona de Obras, Onda Cero, Pulse! Latino, Onda Verde Gijón, Astur Music, Serie B o Hip Hop Nation. También fue beatmaker en el grupo Soul Dealers, practicantes de un Hip Hop combativo y comprometido.

Comentarios

Atención: El sistema de comentarios de La Factoría del Ritmo está integrado en Facebook y si los usas, este servicio recogerá y hará tratamiento de datos de datos personales (el mismo que hace al usar Facebook de la manera estándar). Para más información visitar la página de Politica de datos de Facebook y/o nuestra página con la Política de privacidad, protección de datos personales y cookies.