Vera Wenzel: Como un sueño

Protagonista del artículo:
Temática: Estilo:
Redactor:
Observaciones: Fotos por cortesía de La Produktiva Records

Acaban de publicar su álbum debut. Se trata de un nuevo grupo impulsado por Eugenio Civera, un proyecto personal que ha ido creciendo hasta convertirse en banda.

Eugenio Civera es el impulsor de Vera Wenzel. Se trata de un veterano músico que había formado parte de bandas del undergrounde su ciudad, Barcelona, como Fluzo o The Light.

Vera Wenzel nació al disolverse The Light. En esta nueva aventura Eugenio asume el papel de cantante y guitarrista. Buscó poco a poco aliados, rodeándose de Ricard Fusté a la batería (ex-Fluzo y Zwell), Héctor Moras al bajo (también en Chocadelia Internacional), Guillermo Martorell como guitarra en los ditectos (miembro de Mr. Hubba y El Mono Inventor).

Hace unos pocos meses lanzaros su álbum debut, “Verbena”, de la mano del sello La Produktiva Records. El disco se grabó en Barcelona en los estudios Blind Records y Siberia, con masterización y mezcla de Santi García.

Con motivo de este lanzamiento hemos entrevistado

Vera WelzelEn el pasado formaste parte de grupos como Fluzo o The Light… ¿Qué nos puedes contar de aquellas experiencias?

Guardo muy buenos recuerdos de los dos grupos. Creíamos totalmente en lo que hacíamos de una manera muy intensa. Fueron mi escuela; lo que sé, mucho, o poco, lo aprendí con esas dos bandas. Todavía escucho a veces y me sigue gustando el disco que sacamos con The Light, “Sunmachines”. Está en Spotify.

Con Vera Wenzel te pusiste al frente del proyecto, aunque poco a poco se convirtió en una banda… ¿Qué supuso para ti ponerte al frente del grupo y asumir toda su dirección artística?

Con Fluzo y The Light participaba activamente en la composición de las canciones, pero mi papel de cara al público era el del guitarra que hacía los arreglos. Con Vera Wenzel he dado un paso al frente, literalmente. Ahora soy el que está en el centro cantando y toda la composición recae en mí, lo cual tiene sus cosas buenas y sus cosas difíciles.

Nos relatas como fue construyéndose la banda, con la incorporación de más músicos…

Cuando se acabó The Light, me encontré en casa con mi ampli gigante, mis guitarras, mis pedales, mi ordenador y con muchas ganas de seguir haciendo música. Empecé a hacer canciones sin ningún objetivo muy claro, pero en todo momento con la idea de que sonasen a banda eléctrica, no a cantautor casero. Cuando junté diez canciones pensé que era el momento de formar una banda y enseñarlo en directo. La primera formación incluía al bajo y al cantante y guitarra de pLou y al batería de Macho; creo que duramos un mes. Me volví a encontrar solo y contacté con el primer batería de Fluzo, Ricard Fusté, que se apuntó rápidamente. A Hèctor Moras lo conocía por amigos comunes; él viene de tocar funk pero le apetecía tocar el bajo en un proyecto distinto, conectamos rápido. Guillermo Martorell solo toca en los directos, lo contacté dos semanas antes del primer bolo y se aprendió las guitarras de forma impecable.

¿Qué grupos y artistas, que te gusten o influencien, tenías en mente cuando decidiste impulsar Vera Wenzel?

Al principio, supongo que bastante de Jesus & Mary Chain, BRMC, Ride, My Bloody Valentine, Arcade Fire, Flaming Lips, Radiohead, Pj Harvey, Radiohead… La verdad es que sonamos más pop que estas influencias, supongo que es porque también soy muy fan de cosas como The Cure, Radio Futura, o el Serrat de los 70. A día de hoy, el grupo que más me interesa es The National.

Ahora tenéis muy reciente el lanzamiento de vuestro primer álbum… ¿Qué significado tiene para vosotros que vuestras canciones por fin estén a la venta en disco?

Para mi es como un sueño, jamás hubiera pensado que sacaría un disco de mi proyecto personal, siempre había tocado en bandas. Estoy muy agradecido por el esfuerzo que han hecho desde La Produktiva. Sacar discos a día de hoy es un acto totalmente romántico, aunque muy necesario.

Vera WelzelEl álbum se ha grabado entre dos estudios… Blind Records y Siberia… algo que no suele ser habitual… ¿Nos puedes explicar porque esta distribución en dos estudios?

La idea inicial era hacerlo todo con Santi García, él había mezclado y masterizado el disco de “The Light” y habíamos quedado muy contentos, pero por agenda no pudimos encajarlo. Tenía muy claro que las baterías tenían que sonar bien; es de las cosas que marcan la diferencia, pero no tenía un gran presupuesto. Fuimos a Blind Records dos días a grabar las baterías y los bajos porque tienen muy buen equipo de previos, etc. Para todo lo demás, grabamos en Siberia durante 11 días con Miguelito, que es buen amigo y comprensivo con los condicionantes económicos.

La producción la has asumido tú, con la ayuda de Miguelito Superstar y Santi García… ¿Qué nos puedes contar de esta labor de dirección artística? ¿En qué te han ayudado ellos dos?

Cuando fuimos a grabar, todas las canciones estaban muy medidas, con todos los arreglos de guitarras, pianos y sintes hechos. Mi forma de trabajar es que antes de presentar una canción nueva en el grupo, la trabajo en casa para que ya esté definido todo [ritmo, arreglos, etc.]. Por supuesto, Ricard y Hèctor aportan su parte sobre lo que yo presento y, especialmente en canciones como Kureishi, “Acabarás Conmigo” o “Perder el favor”, han ayudado a definir la personalidad de la canción con sus arreglos.

Miguelito y Santi me han ayudado en esos momentos de ofuscación en los que te puedes sentir solo y perdido con la toma de decisiones. Aunque lo tengas muy claro, las opiniones externas de gente en la que confías son básicas.

De la masterización y mezcla se ha encargado Santi García, un profesional de gran prestigio dentro del llamado rock independiente… ¿Por qué le elegiste para estas dos tareas tan importantes?

Como comentaba antes, ya habíamos trabajado con él en el disco de The Light y el resultado había sido muy bueno. En la época de The Light, Santi no tenía apenas equipo, pero sabía como exprimir lo que tenía para que sonase lo más grande posible. Esta vez, además, Santi contaba ya con un equipo súper pro. Vera Wenzel es pop pero es eléctrico y a veces sónico, hay muchas capas de instrumentos en cada canción. Quería que fuera Santi quien lo mezclara para conseguir que el disco mantuviera las atmósferas pero con aristas, no quería que sonara blando.

¿Qué significa para ti el poder expresarte mediante canciones?

Es una manera de sacar cosas que llevas dentro, a veces superficiales y a veces más hondas. También hay una parte que es totalmente estética, intentar hacer la canción que a mi me gustaría escuchar.

¿Tenéis planificada una gira para presentar el álbum en directo?

Por el momento tenemos dos fechas, el 2 de diciembre presentamos el disco en Barcelona, en la sala Sidecar y el 9 de diciembre tocaremos en la sala Salamandra de Hospitalet junto a Nando Caballero y Steve Munar.

¿Te gustaría añadir algo más para nuestros lectores?

El disco se llama “Verbena” y se puede escuchar en Spotify, o se puede comprar en FNAC.

¡Gracias por leer!

Enlaces de interés:

Este artículo fue publicado originalmente en La Factoría del Ritmo (sección: ).

Sobre los autores del artículo:

F-MHop
Jefe de redacción de La Factoría del Ritmo desde su fundación en 1995. Actualmente colabora en las revistas Rockdelux y Hip Hop Life. Previamente ha colaborado con otros muchos medios, entre los que se encuentran Arco FM, Metali-k.o., Zona de Obras, Onda Cero, Pulse! Latino, Onda Verde Gijón, Astur Music, Serie B o Hip Hop Nation. También fue beatmaker en el grupo Soul Dealers, practicantes de un Hip Hop combativo y comprometido.

Comentarios

Atención: El sistema de comentarios de La Factoría del Ritmo está integrado en Facebook y si los usas, este servicio recogerá y hará tratamiento de datos de datos personales (el mismo que hace al usar Facebook de la manera estándar). Para más información visitar la página de Politica de datos de Facebook y/o nuestra página con la Política de privacidad, protección de datos personales y cookies.