Nach: Ars Magna / Miradas

 :
Protagonista del artículo:
Temática: Estilo:
Discográfica o editorial: Año de publicación:
Concepto: Soporte:
Redactor:

El anterior trabajo de Nach, "Poesía Difusa", logró un espectacular éxito de ventas, entrando en los primeros puestos de las listas oficiales y dando a Nach un buen grado de popularidad.

La gira asociada a ese disco estaba siendo todo un éxito, pero el exceso de tensión y cansancio pasó factura al cantante y tuvo que cancelarla de forma inesperada.

Era el año 2003 y desde entonces, y hasta ahora, Nach solo volvió a dar señales artísticas con un tema, bastante poco lucido, escrito para la liga nacional de Baloncesto (ACB) y publicado a principios del presente año.

Pero ahora ya tenemos un nuevo trabajo de Nach, un proyecto monumental, consistente en dos discos, que se venden juntos, pero que conceptualmente son dos álbumnes diferenciados y que perfectamente podrían haberse publicado de forma autónoma.

La presentación de este doble trabajo está muy lograda con un lujoso y elegante digi-pack, en el que un disco, "Miradas", utiliza el blanco como color principal, y el otro, "Ars Magna", el negro.

"Miradas" se construye alrededor de las sensaciones que Nach fue atesorando al encontrarse con algunas personas en diversas situaciones. Es decir, es un disco conceptual.

Por otra parte, "Ars Magna", es más una colección de canciones que fue escribiendo y que ha colocado juntas en este plástico, sin una línea definida que las una.

Nach en diversas entrevistas publicadas en las últimas semanas ha declarado que la gran diferencia entre su nueva publicación y "Poesía Difusa", es el tiempo que ha dispuesto para su grabación.

"Poesía Difusa" se grabó en 15 días, en un estudio "profesional", y Nach ha explicado que en un ambiente frío y con premuras de tiempo.

Por su parte, los dos nuevos discos se han trabajado con toda la calma del mundo en el estudio de Soma, que ha estado junto a Nach entorno a un año grabando maquetas y pruebas para encarar el álbum, al que finalmente, para la grabación definitiva, dedicaron tres meses.

También ha habido un cambio importante en cuanto a producciones musicales… el anterior álbum estaba producido íntegramente por Jefe de la M y ahora sin embargo ha contado con un buen número de productores, buscando sin lugar a dudas una mayor variedad: Soma, Cookin Soul, Nikoh E.S., Big Hozone, Hazhe, El Bardo y Jefe de la M.

Entrando a valorar los discos, hay que decir que son continuaciones naturales de "Poesía Difusa". El oyente no apreciará cambios especialmente llamativos en los planteamientos de las canciones ni en la sonoridad en general. Y si aquel fue un buen disco, estos dos también lo son. No le superan, aunque es cierto que en las producciones musicales se percibe un mayor cuidado, y en cuanto a letras mantienen un nivel similar a aquel.

Centrándonos en "Miradas", podemos destacar algunos de sus temas. Como por ejemplo "Mas allá de la sombra", con una base (que se sustenta sobre un espectacular sampleado de música clásica) y un estribillo que realmente enganchan; "Clandestinos", historias de amores difíciles; "Tierra Prometida", una buena canción sobre la emigración con voces reales de varios inmigrantes y una bonita base creada por Nikoh E.S.; "Penélope", es una guiño al clásico tema de Serrat, con una letra bien escrita, pero con un estribillo a cargo de Noe no muy bien aprovechado; "Cadenas", sobre la violencia y el bucle viciado que genera; "El Hombre que Siempre Estuvo Allí", entorno a la lucha por salir delante de un hombre ciego; o "Taxi Driver", con una base muy jazzy en la que la trompeta de M. Simons le da un sabor muy especial.

Respecto a "Ars Magna", también podemos destacar algunos temas. "Barras y Estrellas", critica al imperialismo yanki; "El día que murió el arte", crítica a los artistas que solo buscan vender y no respetan su arte; "Pandora", repasando el mal a lo largo de la historia de la humanidad sobre una base musical delicada; "No Bailes", entorno a la juventud que solo piensa en ir de fiesta "a saco"; "Tipos de MC´s", con una letra escrita sin utilizar ningún tipo de artículo; o "Mi propio cielo", con una base luminosa creada por Cookin Soul que incluye un sampler vocal al estilo de los utilizados por Kanye West.

En estos dos discos Nach firma buena canciones, bien construidas, escritas con su seriedad habitual y con su estilo elegante y literariamente correcto. Abordar dos discos a la vez no es tarea fácil y él lo ha logrado con éxito. Si bien, considero que "Miradas" es superior a "Ars Magna". En aquel se luce especialmente con las letras y el planteamiento de las canciones resulta mucho más original que en el segundo, donde la mayoría de los temas tratados son más tópicos.

En todo caso, Nach se consolida como un buen MC, capaz de relatar historias de forma atractiva y además con el suficiente buen gusto como para seleccionar bases musicales acordes a los textos y que den variedad al conjunto.

Este artículo fue publicado originalmente en La Factoría del Ritmo (sección: ).

Sobre los autores del artículo:

F-MHop
Jefe de redacción de La Factoría del Ritmo desde su fundación en 1995. Actualmente colabora en las revistas Rockdelux y Hip Hop Life. Previamente ha colaborado con otros muchos medios, entre los que se encuentran Metali-k.o., Zona de Obras, Onda Cero, Pulse! Latino, Onda Verde Gijón, Astur Music, Serie B o Hip Hop Nation. También fue beatmaker en el grupo Soul Dealers, practicantes de un Hip Hop combativo y comprometido.

Comentarios

Atención: El sistema de comentarios de La Factoría del Ritmo está integrado en Facebook y si los usas, este servicio recogerá y hará tratamiento de datos de datos personales (el mismo que hace al usar Facebook de la manera estándar). Para más información visitar la página de Politica de datos de Facebook y/o nuestra página con la Política de privacidad, protección de datos personales y cookies.